sábado, 15 de octubre de 2016

La RAE también está inmersa en el debate de la ideología de género

La RAE también está inmersa en el debate de la ideología de género

El tema que en los últimos meses ha causado revuelo en el país con marchas y debates, no es ajeno al resto del mundo. Desde hace varios años se discute entre académicos, ¿Por qué?.

FUENTE: http://www.wradio.com.co/noticias/actualidad/la-rae-tambien-esta-inmersa-en-el-debate-de-la-ideologia-de-genero/20161013/nota/3273091.aspx

La lista de las polémicas que se han desatado en los últimos meses en Colombia con motivo de la ideología de género empieza a ser larga.

Hace unos meses, la saliente ministra de Educación, Gina Parody, tuvo que enfrentar una ola de críticas, marchas y plantones, por cuenta de una supuesta orden de su ministerio de implementar la ideología de género en los manuales de convivencia de los colegios.

Ante esta medida, el primero en reaccionar fue el exprocurador Alejandro Ordoñez, quien junto a diferentes sectores de la sociedad como la Iglesia Católica y cientos de padres de familia, salieron a marchar a la Plaza de Bolivar para expresar su inconformidad.

Semanas después el tema volvió a cobrar vigencia nuevamente con Ordóñez. En esta ocasión, porque según él, los acuerdos de paz de La Habana contenían de forma "camuflada" la ideología de género y pondrían poner en peligro la estructura tradicional de la familia. Un debate que al día de hoy, continúa.

No obstante, esta tendencia no es única en Colombia. Países como México y Chile se han visto envueltos en la misma polémica. Incluso la RAE se ha cuestionando desde hace casi tres años si sería viable eliminar las diferencias lingüisticas entre lo ‘masculino’ y lo ‘femenino’ para ayudar a disminuir la discriminación entre los géneros.

¿Sería esto posible? 

De acuerdo a un artículo publicado por el diario El País, la encrucijada en la que se encuentran los académicos de la RAE, es si como institución académica ‘deberían entrar en un debate alimentado por movimientos políticos y sociales o deben mantenerse al margen’.

Lingüistas como Ignacio Bosque advierten por una parte que sí se deberían tener en cuenta estas iniciativas políticas, mientras que otros expertos como Pedro Álvarez de Miranda, miembro de la RAE, explican que “sería imposible” pues “si alguien intenta forzar la lengua así está abocado al fracaso”.

Además del tema político otro punto que ponen en cuestión los académicos para evitar el desdoblamiento es la ‘economía del lenguaje’. Según revista Semana y el profesor Rodrigo Galarza, quien realizó un estudio sobre el tema en los acuerdos de paz que contiene 297 páginas, al unificar todos los adjetivos con un lenguaje incluyente, el texto quedaría en 204 páginas. Es decir con 93 menos.

Aunque por ahora, los debates continúan tanto en la academia como en la política, como expresó en el diario el País la lingüista Inés Fernández-Ordónez, “debemos permanecer atentos y abiertos al cambio”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada